Espacio de María del Carmen "sphínx" difusión de contenidos











{8 abril, 2018}   Jesús Misericordioso

Primera imagen de Jesús de la Misericordia que se mandó pintar por Santa Faustina Kowalska, (1934).

Otra imagen de Jesús de la Misericordia que se quedó conocida en todo el mundo.
Jarcrespillo – Trabajo propio

La Divina Misericordia es una devoción cristiana promovida por la Iglesia católica enfocada en la misericordia de Dios y su poder, particularmente como una acción de confianza en que la misericordia de Dios y su pasión es el precio ya pagado por nuestros pecados, y que si confiamos en Jesús nuestros pecados nos serán perdonados; Jesús no será nuestro juez sino nuestro Salvador misericordioso.

Más que una mera devoción es un género de la vida cristiana. Se expresa mediante actos interiores (actitudes del alma respecto a la Misericordia del Salvador y de la confianza en Dios) como exteriores: la veneración de la imagen, la hora de la misericordia, el rezo de determinadas oraciones (la llamada Coronilla), la fiesta de la Divina Misericordia y los actos de misericordia con el prójimo.

Divina Misericordia

Anuncios


{3 abril, 2018}   San Ricardo de Chichester

Richardofchichester.png

San Ricardo de Chichester (Droitwich, Worcestershire, 1197 – Dover, Kent, 3 de abril de 1253), conocido también como Richard de Wych o Ricardo de Wyche, fue un obispo de Chichester (Inglaterra) venerado como santo por la Iglesia Católica.

Estudió en Oxford, París y Bolonia (Italia).

Fue consagrado obispo de Chichester en 1244 tras la muerte ese mismo año de su antecesor, Ralph Neville, (si bien Robert Passelewe ocupó el cargo entre ambos entre los meses de abril y junio). Pero el rey Enrique III se opuso a su nombramiento (en favor del archidiácono de la diócesis). Por ello Ricardo pidió el apoyo del papa Inocencio III para ser reconocido oficialmente como obispo de su sede, cosa que ocurrió después de un año de vivir de la caridad, ya que el rey se negaba a pagarle ningún sueldo, hasta que el papa lo amenazó con la excomunión.

Durante su obispado, Ricardo vivió de manera austera, empleando parte de su sueldo en limosnas y caridad, realizando además un gran trabajo de escritura de los estatutos que regularían la vida del clero.

En 1250 fue nombrado recaudador del impuesto para las Cruzadas y dos años más tarde el rey le asignó la misión de que predicara la cruzada. En esta labor falleció el 3 de abril de 1253, cuando se dirigía a Dover para la consagración de una iglesia a san Edmundo.

En 1262 el papa Urbano IV lo canonizó.

Su altar en la Catedral de Chichester era un sitio de peregrinación ricamente decorado, hasta que fue destruido en 1538.

Se le conmemora el 3 de abril, día de su fallecimiento.




Las tres Marías en el Sepulcro / Pintura de Peter von Cornelius (1783–1867)

Las tres Marías en el Sepulcro / Pintura de Peter von Cornelius (1783–1867)

Fuente: aciprensa

Hoy, lunes de Pascua, la Iglesia celebra el llamado “Lunes del Ángel”, que recibe ese nombre porque fue precisamente un ángel que, en el sepulcro, anunció a las mujeres que el Señor Jesús había resucitado.

Origen: ¿Por qué hoy la Iglesia Católica celebra el ‘Lunes del Ángel’?



{30 marzo, 2018}   Cantos Gregorianos – Salmos

ÑÑÑKKKK

Adoración al Santísimo Sacramento

ÑÑÑPPP

Lavatorio de los pies en Jueves SantoÑÑÑTTT

 



{30 marzo, 2018}   Viernes Santo

Archivo:Cristo crucificado.jpg

Cristo Crucificado, por Diego Velázquez (1599-1660).

Es una de las más representativas y profundas conmemoraciones del cristianismo. Es el quinto día de la Semana Santa. Este día se recuerda la muerte de Jesús de Nazaret.

En este día, la Iglesia Católica manda a sus fieles guardar ayuno y abstinencia de carnes rojas como penitencia.

En la religión católica, en este día no se celebra la eucaristía. En su lugar, se celebra la “Liturgia de la Pasión del Señor” a media tarde del viernes, de ser posible cerca de las tres de la tarde, hora en la que se ha situado la muerte de Jesús en la cruz. Por razones pastorales puede celebrarse más tarde, pero no después de las seis de la tarde.

El sacerdote y el diácono visten ornamentos rojos, en recuerdo de la sangre derramada por Jesucristo en la cruz. Los obispos participan en esta celebración sin báculo y despojados de su anillo pastoral. Antes de iniciar la celebración, el templo se presenta con las luces apagadas, y de no ser posible, a media luz. El altar y los laterales se encuentran sin manteles ni adornos, mientras que a un costado de éste ha de disponerse un pedestal para colocar en él la santa cruz que será ofrecida a veneración.

Viernes Santo

 



{29 marzo, 2018}   Jueves Santo-Triduo Pascual

Última Cena - Da Vinci 5.jpg

Última Cena – Da Vinci 5
Leonardo da Vinci

Domingo de Resurrección, dentro de la Semana Santa, y que abre el Triduo Pascual. En este día la Iglesia católica conmemora la institución de la Eucaristía en la Última Cena y el lavatorio de los pies realizado por Jesús.

Una vez se ha repartido la Comunión como de costumbre, el Santísimo Sacramento se traslada desde el Altar donde se ha celebrado la Misa en procesión por el interior de la iglesia, al llamado “Altar de la reserva” o “Monumento”, un altar efímero que se coloca ex-profeso para esta celebración, que debe estar fuera del presbiterio y de la nave central, debido a que en la celebración del Viernes Santo no se celebra la Eucaristía. Si el Sagrario no se encuentra en el presbiterio, se puede usar para esto el sagrario habitual ubicado en una capilla lateral. Llegada la procesión al lugar del Monumento, mientras se entona algún himno eucarístico como el Pange Lingua, el sacerdote deposita el copón con el Santísimo, debidamente cubierto por el conopeo, dentro del sagrario de la reserva, y puesto de rodillas, lo inciensa. No da la bendición con el Santísimo ni reza las alabanzas, sino más bien se queda unos instantes orando en silencio. Antes de retirarse, cierra la puerta del sagrario de reserva, hace genuflexión y se retira a la sacristía en silencio acompañado de acólitos y ministros.

Automáticamente, una vez se ha reservado al Santísimo, los oficios finalizan de un modo tajante, ya que el sacerdote no imparte la bendición, pues la celebración continuará al día siguiente y es el seglar el que nos informa que la celebración ha terminado y se nos invita a conmemorar al día siguiente la muerte del Señor.

Jueves Santo

El Triduo Pascual (del latín: Triduum Paschale) es el periodo de tiempo en el que la liturgia cristiana católica y no católica conmemoran la pasión, muerte y resurrección de Jesús de Nazaret, y constituye el momento central de la Semana Santa y del año litúrgico. En la liturgia romana, comprende desde la tarde del Jueves Santo, cuando concluye la Cuaresma, hasta la madrugada del Domingo de Pascua, en que empieza el tiempo pascual, y tiene los siguientes momentos destacados:

Jueves Santo, desde la Misa de la Cena del Señor, en la que se recuerdan la Última cena de Jesús, la institución de la Eucaristía y del Orden Sacerdotal, y el mandamiento del amor.
Viernes Santo, día de meditación sobre la pasión de Jesús, con la Celebración de la Pasión del Señor, que no incluye la Eucaristía.
Sábado Santo, sin celebraciones litúrgicas en recuerdo de la muerte de Jesús, hasta la celebración de la Vigilia Pascual ya por la noche del sábado o madrugada del domingo, en la que se conmemora con solemnidad la resurrección de Jesús, y que es el acto litúrgico católico más destacado.
La expresión «Triduo Pascual» es relativamente reciente, pues no se remonta más allá de los años 1930. Pero ya a finales del siglo IV San Ambrosio hablaba de un Triduum Sacrum para referirse a las etapas históricas del misterio pascual de Jesús que durante tres días et passus est, et quievit et resurrexit. San Agustín utilizó una expresión parecida, Sacratissimum Triduum, para indicar los tres días de Cristo crucifixi, sepulti, suscitati.

Latin cross gold.png

La palabra triduo procede del latín triduum, de tres y duum, derivado de dies, “día”, lo que literalmente significa “espacio de tres días”. En general y particularmente en la iglesia católica, son los rezos o celebraciones religiosas que duran tres días.




Fanesca: La manera en que los ecuatorianos recuerdan a Jesús y los 12 apóstoles en Semana Santa

La tradicional fanesca que se come en Ecuador durante el tiempo de cuaresma y Semana Santa.
Flickr.com / Visita Quito

Germania Silva en su local Doña Pepita, en el Mercado Santa Clara de Quito, 22 de marzo de 2018. / Edgar Romero / RT

Como muchas otras costumbres indígenas de la región, tuvo modificaciones con la llegada de los españoles durante la colonización.

Origen: Fanesca: La manera en que los ecuatorianos recuerdan a Jesús y los 12 apóstoles en Semana Santa

La tradicional fanesca que se come en Ecuador durante el tiempo de cuaresma y Semana Santa. / Edgar Romero / RT

 

RECETA




FOTOS: Exhiben por primera vez manuscrito del mar Muerto con la historia de Noé en primera persona

La primera exhibición pública de uno los documentos de los Rollos del mar Muerto en el Museo de Israel, en Jerusalén, el 20 de marzo de 2018.
Oded Balilty / AP

FUENTE: Associated Press/RT

Este documento data del siglo I a.C. y es la única copia existente de un texto judío que narra historias del primer libro de la Biblia.

Origen: FOTOS: Exhiben por primera vez manuscrito del mar Muerto con la historia de Noé en primera persona

Un fragmento de los Rollos del mar Muerto, exhibido dentro del Santuario del Libro en el Museo de Israel. / Ronen Zvulun / Reuters

 

Manuscritos del Mar Muerto

Un poco de historia sobre los manuscritos:

Los Manuscritos del Mar Muerto o Rollos de Qumrán, llamados así por hallarse en grutas situadas en Qumrán, a orillas del mar Muerto, son una colección de 972 manuscritos.

 

La mayoría de los manuscritos datan de entre los años 250 a. C. y 66 d. C., antes de la destrucción del segundo Templo de Jerusalén por los romanos en el año 70 d. C.

Manuscrito del Mar Muerto, parte del manuscrito de Isaías.

Visión general
La casi totalidad de los manuscritos están redactados en hebreo y arameo, y solo algunos ejemplares en griego. Los primeros siete manuscritos fueron descubiertos accidentalmente por pastores beduinos a finales de 1946, en una cueva en las cercanías de las ruinas de Qumrán, en la orilla noroccidental del Mar Muerto. Posteriormente, hasta el año 1956, se encontraron manuscritos en un total de 11 cuevas de la misma región.

Parte de los manuscritos hallados en el mar Muerto constituyen el testimonio más antiguo del texto bíblico encontrado hasta la fecha. En Qumrán se han descubierto aproximadamente 200 copias, la mayoría muy fragmentadas, de todos los libros de la Biblia hebrea, con excepción del libro de Ester (aunque tampoco se han hallado fragmentos de Nehemías, que en la Biblia hebrea forma parte del libro de Esdras). Del libro de Isaías se ha encontrado un ejemplar completo.

Otra parte de los manuscritos son libros no incluidos en el canon de la Tanaj, comentarios, calendarios, oraciones y normas de una comunidad religiosa judía específica, que la mayoría de expertos identifica con los esenios.

La mayoría de los manuscritos se encuentran hoy en el Museo de Israel en Jerusalén, en el Museo Rockefeller de Jerusalén, así como en el Museo Arqueológico Jordano en Ammán (Jordania). Algunos manuscritos o fragmentos se encuentran también en la Biblioteca Nacional de Francia en París o en manos privadas, como la Colección Schøyen en Noruega.

Descubrimiento
Se sabe que hace años en la región fueron descubiertas en diferentes circunstancias vasijas de barro con manuscritos bíblicos y otros escritos en hebreo y griego. Un hallazgo ocurrió en una vasija de barro cerca de Jericó, en el año 217 y Orígenes utilizó manuscritos de los Salmos descubiertos allí; luego en el siglo IX se informó de otro hallazgo realizado por judíos que informaron de ello a una iglesia cristiana.

Los primeros siete rollos de pergamino que con certeza proceden de las cuevas de Qumran fueron encontrados en 1947 por Jum’a y su primo Mohammed ed-Dhib, dos pastores beduinos de la tribu Ta’amireh en una cueva de Qumrán. Lo hallaron por casualidad mientras perseguían a una de sus cabras.

Estos rollos fueron vendidos (troceados, para aumentar su precio), mediante diversas vicisitudes a dos anticuarios de Belén. Cuatro de ellos fueron vendidos (por una pequeña cantidad) al archimandrita del monasterio sirio-ortodoxo de San Marcos en Jerusalén, Atanasio Josué Samuel (más conocido como Mar Samuel). Los tres siguientes, al final, fueron a parar a manos del profesor judío Eleazar Sukenik, arqueólogo de la Universidad Hebrea de Jerusalén que, dándose cuenta del valor de los mismos los compró en 1954.

Posteriormente se publicaron copias de los rollos, causando un masivo interés en arqueólogos bíblicos, cuyo fruto sería el hallazgo de otros seiscientos pergaminos, y cientos de fragmentos.

Lo más importante de este hallazgo es su antigüedad, que permite estudiar importantes fuentes teológicas y organizativas del judaísmo y del cristianismo. La mayoría de los manuscritos datan de entre los años 250 a. C. y 66 d. C., estando entre ellos los textos más antiguos de que se dispone en lengua hebrea del Tanaj o Antiguo Testamento bíblico. Se cree que fueron ocultados por los esenios para preservarlos de la guerra de los romanos contra los rebeldes judíos en aquellos años.

Como los manuscritos fueron hallados en 11 cuevas, la denominación de cada fragmento se realizó indicando primero el número de la cueva en la que fue hallado seguido por la letra Q (o sea 1Q, 2Q y siguientes).

En febrero de 2017, arqueólogos de la Universidad Hebrea de Jerusalén anunciaron el descubrimiento de la cueva 12 en unas colinas al oeste de Qumrán, cerca de la orilla noroeste del Mar Muerto.​ Si bien no se encontraron manuscritos en esta cueva, se encontraron frascos de almacenamiento vacíos. Estos se encontraron rotos y se presume que su contenido fue retirado anteriormente. Además, se encontraron hachas de hierro que serían de alrededor del año 1950, dando a entender que la cueva fue saqueada

https://es.wikipedia.org/wiki/Manuscritos_del_Mar_Muerto

Archivo: - קומרן. Jpg



{25 marzo, 2018}   *La Pasión es Hoy

5u5u5u

Foto: MC

Misionando en víspera de Domingo de Ramos

9o9o9o

Foto MC

Domingo de Ramos

8u8u8u

Foto: MC

4g4g4g

Foto: MC

Hoy en este hermoso Domingo de Ramos estuvo presente el Obispo de nuestra diócesis y expresó en su homilía:

“Salieron muchos titulares en los medios,  me gustaría ver un titular que diga:   *La Pasión es Hoy.

También se refirió al Evangelio de Marcos, expresado con muchos detalles, con delicadeza, cuyo centro es la muerte y resurrección de Jesús.

Evangelio de Marcos: Es el más breve de los cuatro evangelios canónicos y también el más antiguo según la opinión mayoritaria de los expertos bíblicos

Scriptorium of the Lorsch Abbey (Hofschule Karls des Großen), Germany – Probably from the Batthyaneum Library, Alba Iulia, Romania

 

Invitó a que nos preguntemos: Qué Jesús esperas?

8u8u8u

Pasión, muerte y resurrección….un camino de conversión hacia la vida eterna.



{19 marzo, 2018}   *San José

Lienzo cuzqueño que representa a San José con el Niño Jesús. Perú es uno de los países de los cuales José de Nazaret fue proclamado santo patrón.

José de Nazaret

José de Nazaret (heb. יוסף הקדוש) fue, en el cristianismo y según diversos textos neotestamentarios, el esposo de María, la madre de Jesús de Nazaret y, por tanto, padre putativo de Jesús. Según el Evangelio de Mateo, era de oficio artesano (en el original griego, «τεχτων»; Mateo 13:55a), lo que ya en los primeros siglos del cristianismo se concretó en carpintero, profesión que habría enseñado a su hijo, de quien igualmente se indica que era “artesano” (Marcos 6:3a). Era de condición humilde, aunque las genealogías de Mateo 1:1-172​ y Lucas 3:23-383​ lo presentan como perteneciente a la estirpe del rey David. Se ignora la fecha de su muerte, aunque se acepta que José de Nazaret murió cuando Jesucristo tenía ya más de 12 años pero antes del inicio de su predicación. En efecto, el Evangelio de Lucas menciona a «los padres» de Jesús cuando éste ya cuenta con 12 años (Lucas 2:41-504​), pero no se menciona a José de Nazaret en los evangelios sinópticos durante el ministerio público de Jesús, por lo que se presume que murió antes de que éste tuviera lugar. Las Escrituras señalan a José como «justo» (Mateo 1:195​), que implica su fidelidad a la Torá y su santidad.

La figura de José fue contemplada y admirada por diversos Padres y Doctores de la Iglesia y es hoy objeto de estudio de una rama particular de la teología, la josefología. La exhortación apostólica Redemptoris custos, escrita por Juan Pablo II y publicada el 15 de agosto de 1989, es considerada la carta magna de la teología de San José

José de Nazaret en el Nuevo Testamento

Detalle de José de Nazaret en el Descanso en la huida a Egipto (1517), óleo sobre lienzo de Antonio Allegri da Correggio.
Según el Evangelio de Lucas José era hijo de Helí o Elí (Lucas 3:237​). Según el Evangelio de Mateo Jacob fue padre de José (Mateo 1:168​).

El Evangelio de Mateo 1:18-249​ muestra parte del drama que vivió José de Nazaret al saber que María estaba embarazada. Iba a repudiarla, en secreto porque era justo, porque no quería que fuera apedreada según lo dispuesto en la Torá (Deuteronomio 22:20-2110​). La Escuela bíblica y arqueológica francesa de Jerusalén interpreta que la justicia de José consistió en no querer encubrir con su nombre a un niño cuyo padre ignoraba, pero también en que, convencido de la virtud de María, se negaba a entregarla al riguroso procedimiento de la ley de Moisés.​ Según el Evangelio de Mateo, el ángel del Señor le manifestó en sueños que ella concibió por obra del Espíritu Santo y que su hijo «salvaría a su pueblo de sus pecados», por lo que José aceptó a María (Mateo 1:20-2412​).

Luego, antes que Herodes I el Grande ordenara matar a los niños menores de dos años de Belén y de toda la comarca, José tomó al niño Jesús y a su madre y huyó a Egipto (Mateo 2:13-1813​). Al morir Herodes, José entró nuevamente con el niño y su madre en tierra de Israel pero, al enterarse de que Arquelao, hijo de Herodes el Grande, reinaba en Judea, tuvo miedo de ir allí y se retiró a la región de Galilea, a Nazaret (Mateo 2:19-2314​). Según el Evangelio de Lucas, Nazaret había sido el lugar de residencia de María, ya desposada con José, cuando acaeció la Anunciación (Lucas 1:26-38

Significado del nombre, y oficio de José

San José carpintero, de Georges de La Tour. Óleo sobre lienzo pintado en la década de 1640. Museo del Louvre, París.
José (o Joseph en su transcripción arcaica al español, usada hasta inicios del s. XIX) es un nombre masculino de origen hebreo que deriva de yôsef (יוסף) «añada», del verbo lehosif (להוסיף) «añadir». La explicación del significado de este nombre se encuentra en el libro del Génesis.

Entonces se acordó Dios de Raquel. Dios la oyó y abrió su seno, y ella concibió y dio a luz a un hijo. Y dijo: «Ha quitado Dios mi afrenta.» y le llamó José, como diciendo: «Añádeme YHWH otro hijo.»
Génesis 30,22-24
.

El hecho de que José de Nazaret sea mencionado como padre putativo de Jesús,​ habría dado lugar en castellano al acrónimo Pepe, resultante del conjunto de ambas iniciales. Sin embargo otros piensan que se trata de una versión reducida de Jusepe (antigua versión del nombre en español).

El Evangelio de Mateo en griego señala que Jesús de Nazaret era «hijo del artesano» (Mateo 13:55a) y el Evangelio de Marcos expresa que a Jesús mismo le hacían de ese oficio: «¿No es éste el artesano?» (Marcos 6:3).

El término griego usado en ambos casos, «τεχτων», no corresponde específicamente a «carpintero», sino a «artesano», a «obrero», aunque más frecuentemente se diga de José que era carpintero. De hecho, así se lo suele traducir en la mayoría de las Biblias, incluyendo la Biblia de Jerusalén: «¿No es éste (Jesús) el hijo del carpintero?» (Mateo 13:55a)

José en la Sagrada Familia
José constituye uno de los tres pilares que componen la familia cristiana modelo, tanto en su aspecto interno (en las relaciones entre los distintos miembros que la integran) como en el externo (la familia en la sociedad).

Se puede afirmar que José no era padre adoptivo en sentido estricto pues no hubo ninguna adopción, ningún negocio jurídico equivalente a ello. José fue la persona que, según la tradición cristiana, Dios eligió para constituir una familia para Jesús. Y tal familia se caracterizó por sólo tres elementos, destacando que de ellos, José asumió el rol paterno.

José, un hombre justo, se caracterizó en sus relaciones familiares, por dar un trato de máximo respeto y apoyo a María y por servir de modelo, por voluntad de Dios, a Jesús. Son estas notas las que constituyen el aspecto fundamental de la familia cristiana vista internamente. Y nos llevan a afirmar que José es una de las figuras centrales del cristianismo, un hombre excepcional.

Josefología

En el presente, algunos teólogos católicos sostienen que José subió al cielo en cuerpo y alma;​ incluso algunos sostienen que José fue inmaculado desde su concepción. La «Josefología», como rama de la Teología que estudia a José de Nazaret, está en constante evolució

 

Archivo:Guido Reni - Saint Joseph and the Christ Child - Google Art Project.jpg

Guido Reni, José de Nazaret.

 

 

San José, retratado como un hombre joven, con una vara florida. Oratorio del Hospital Universitario Austral, Pilar, Argentina.
Gabriel Sozzi – Trabajo propio 

Oratorio del Hospital Universitario Austral, Pilar, Argentina. Algunos iconografías documentales imaginaron a San José como un joven imberbe. San José fue representado como un hombre joven en una lápida del siglo III (catacumbas de San Hipólito, Roma), y también en el sarcófago de San Celso en Milán, que pertenece al siglo IV. Los Padres de la Iglesia concordaron en que era un hombre joven. Muchos artistas posteriores lo presentaron como un anciano. A fines del siglo XVI, Molanus [De Historia SS Imaginum et Picturarum Lovaina: Typis Academicis, 1776 (publicado originalmente en 1570), p. 269-273] alentó un cambio en el retrato de san José. Después de Molanus, muchas imágenes abandonaron la representación tradicional de San José como un hombre anciano, calvo o canoso, y dieron al santo una apariencia externa juvenil.

Iconografía
La iconografía paleocristiana mostró a José de Nazaret como un hombre joven. Así se presenta en una lápida del siglo III ubicada en las catacumbas de san Hipólito, en Roma, y también en el sarcófago de san Celso datado del siglo IV y situado en Milán.42​ Asimismo, los Padres de la Iglesia concordaron en que se trataba de un hombre joven.

Muchos artistas posteriores lo presentaron como un anciano.​ A fines del siglo XVI, Johannes Molanus (1533–1585) alentó un cambio en la forma de representar a san José, argumentando que las diferentes experiencias de vida relatadas por los evangelios (incluyendo la huida a Egipto y la manutención de su familia en tierras extrañas) sugerían que se trataba de un hombre joven, capaz de enfrentar tales situaciones.​ Después de Molanus, muchas imágenes abandonaron la representación tradicional de san José como un hombre anciano, calvo o canoso, y dieron al santo una apariencia externa juvenil. Mayormente se lo representó junto a la Virgen María, llevando ordinariamente como distintivo un cayado (bastón con el extremo superior curvo) o un instrumento de su oficio. Así se lo contempla:

En el sarcófago de San Celso en Milán de finales del siglo IV aparece con una destral o hacha.
En un díptico de la catedral de dicha ciudad, con una sierra (siglo VI).
En un mosaico de Santa María la Mayor del siglo V empieza a llevar la vara florida con que se dibujará de ahí en adelante.
En la pila bautismal de San Isidoro de León tiene un báculo en forma de T y un libro.
Hasta el siglo V siempre se le da un aspecto joven y hasta el siglo XIII nunca figura aislado o fuera de escena.

San José de la Hermandad de los Desamparados (San Fernando, España). En la imagen se observa la vara florida, uno de los símbolos de José de Nazaret a partir del siglo V.
Antobeli – Trabajo propio

San José en la Iglesia católica

Numerosos autores cristianos, varios de ellos doctores de la Iglesia, se refirieron a lo largo de la historia a José de Nazaret (Beda el Venerable, Bernardo de Claraval, Tomás de Aquino en su Summa Theologiae, 3, q. 29, a. 2 in c.).34​ Sixto IV (1471-1484) introdujo la festividad de San José en el Breviario romano, e Inocencio VIII (1484-1492) la elevó a rito doble.

También desde el comienzo de la Orden de Frailes Menores, los franciscanos se interesaron en José de Nazaret como modelo único de paternidad. Distintos escritores franciscanos desde el siglo XIII al XV (Buenaventura de Fidanza, Juan Duns Scoto, Pedro Juan Olivi, Ubertino da Casale, Bernardino de Siena, y Bernardino de Feltre) fueron sugiriendo progresivamente cómo José de Nazaret podría convertirse en un modelo de fidelidad, de humildad, pobreza y obediencia para los seguidores de Francisco de Asís.

Sin embargo, fue Teresa de Ávila quien dio a la devoción a San José el espaldarazo definitivo en el siglo XVI. Esta mística española relata su experiencia personal referida a José de Nazaret en el Libro de la Vida:

Y tomé por abogado y señor al glorioso san José, y encomendéme mucho a él. […] No me acuerdo hasta ahora haberle suplicado cosa que la haya dejado de hacer. Es cosa que espanta las grandes mercedes que me ha hecho Dios por medio de este bienaventurado santo, de los peligros que me ha librado, así de cuerpo como de alma; que a otros santos parece les dio el Señor gracia para socorrer en una necesidad; a este glorioso santo tengo experiencia que socorre en todas, y que quiere el Señor darnos a entender que así como le fue sujeto en la tierra (que como tenía nombre de padre siendo ayo, le podía mandar), así en el cielo hace cuanto le pide. […] Paréceme, ha algunos años, que cada año en su día le pido una cosa y siempre la veo cumplida. Si va algo torcida la petición, él la endereza para más bien mío. […] Sólo pido, por amor de Dios, que lo pruebe quien no me creyere, y verá por experiencia el gran bien que es encomendarse a este glorioso Patriarca y tenerle devoción. En especial personas de oración siempre le habían de ser aficionadas, que no sé cómo se puede pensar en la Reina de los Ángeles, en el tiempo que tanto pasó con el Niño Jesús, que no den gracias a san José por lo bien que les ayudó en ello. Quien no hallare maestro que le enseñe oración, tome este glorioso santo por maestro, y no errará en el camino.36​
Teresa de Ávila, Libro de la Vida, cap. 6, nn. 6-8.

En 1889, el papa León XIII publicó la encíclica Quamquam pluries acerca de él, y en 1989, al cumplirse su centenario, el papa Juan Pablo II le dedicó la exhortación apostólica Redemptoris custos.​ En ocasión del inicio de su ministerio petrino en la solemnidad de san José de 2013, el papa Francisco refirió en su homilía los alcances de la custodia que en la Iglesia católica se atribuye a este santo.

José de Nazaret fue declarado patrono de la familia y es considerado por antonomasia el patrono de la buena muerte, atribuyéndosele el haber muerto en brazos de Jesús y de María. El papa Pío IX lo proclamó en 1870 patrono de la Iglesia universal. Debido a su trabajo de carpintero es considerado patrono del trabajo, especialmente de los obreros, por dictamen de Pío XII en 1955, que quiso darle connotación cristiana a la efeméride del Día internacional de los trabajadores. La Iglesia católica lo ha declarado también protector contra la duda y el papa Benedicto XV lo declaró además patrono contra el comunismo y la relajación moral. La Acción Católica Argentina lo considera su patrono.​ Ha sido proclamado patrono de América, China, Canadá, Corea, México, Austria, Bélgica, Bohemia, Croacia, Perú, Vietnam.

José de Nazaret en la Patrística

Los Padres de la Iglesia fueron los primeros en retomar el tema de José de Nazaret. Ireneo de Lyon señaló que José, al igual que cuidó amorosamente a María y se dedicó con gozoso empeño a la educación de Jesucristo, también custodia y protege su cuerpo místico, la Iglesia, de la que la María es figura y modelo​ A Ireneo se sumó Efrén de Siria con un sermón laudatorio​ Juan Crisóstomo, Jerónimo de Estridón​ y Agustín de Hipona, quien apuntó de forma taxativa refiriéndose a José y a María:

Lo que el Espíritu Santo ha obrado, lo ha obrado para los dos. Justo es el hombre, justa es la mujer. El Espíritu Santo, apoyándose en la justicia de los dos, dio un hijo a ambos.
San Agustín, Serm. 51, c. 20.

De acuerdo con Hegesipo, el hermano de José era Cleofás,​ padre de Simeón. El obispo de Salamina, Epifanio agrega que José y Cleofás serían hermanos, hijos de Jacob, apellidado Pantera.

Epifanio escribió en su obra El Panarion (374-375 dC) que José fue padre de Santiago y de sus tres hermanos (José, Simeón, Judá) y dos hermanas (una Salomé y una María)​ o (una Salomé y una Ana)​ con Santiago siendo el hermano mayor. Santiago y sus hermanos no eran hijos de María, sino hijos de José de un matrimonio anterior. Después de la muerte de la primera esposa de José, muchos años después, cuando tenía ochenta años, “tomó a María (madre de Jesús)”. Según Epifanio, las Escrituras los llaman “hermanos del Señor” para confundir a sus oponentes.

Estatua de San José por los hermanos Duthoit (siglo XIX). Capilla de San José (1832), Catedral de Notre Dame de Amiens.
Vassil – Trabajo propio

José de Nazaret en los escritos apócrifos

El protoevangelio de Santiago relata que José era viudo con hijos y que tiempo después tomó a María como su esposa.

El libro apócrifo La Historia de José el Carpintero, escrito en el siglo V y enmarcado como una biografía de José dictada por Jesús, describe cómo José tuvo una esposa antes de María con la que tuvo seis vástagos, cuatro hijos y dos hijas. Los nombres de los hijos serían Judas, Justus, Santiago y Simón, y los de las hijas Assia y Lidia. Según este relato, los llamados hermanos de Jesús serían hijos de José de un matrimonio anterior. José viviría cuarenta años soltero, a partir de entonces su primera esposa permanecería bajo su cuidado cuarenta y nueve años, y luego moriría. Un año después de su muerte, a la edad de novena años José desposaría a María. La muerte de José sería la edad de 111 años, atendida por ángeles y afirmando la virginidad perpetua de María.

La Enciclopedia Católica señala distintos pasajes de los escritos apócrifos referidos al matrimonio de José, relatos a los que califica de poco confiables:

Cuando (José) contaba con cuarenta años de edad desposó a una mujer llamada Melcha o Escha para algunos, Salomé para otros, con quien convivió cuarenta y nueve años y con quien tuvo seis vástagos, dos hijas y cuatro hijos, el menor de los cuales era Santiago (el Menor, llamado “el hermano del Señor”).
Un año después de la muerte de su esposa, cuando los sacerdotes anunciaron por toda la Judea que ellos deseaban encontrar en la tribu de Judá algún hombre respetable para desposar a María, de entonces doce a catorce años de edad, José, quien ya tenía en dicho momento noventa años, fue a Jerusalén entre los candidatos, un milagro manifestó la elección de José realizada por Dios, y dos años después la Anunciación tuvo lugar.(wikipedia)San José

 

 

 



et cetera
Ramiro René Rech

Un espacio sobre temas jurídicos y políticos

T e r c e r a V o z

La Red Tercera Voz, busca ser un punto de encuentro entre la sociedad para conocer, discutir y actuar frente al panorama real del estado de las cosas.

HERALDO DE MADRID

Periodismo e Historia del siglo XX

CBS San Francisco

News, Sports, Weather, Traffic and the Best of SF

Al Margen

Equipo de Comunicación Popular Al Margen

MUSEO AERO SOLAR

solar energy flying museum

Geno Gourmet

Geno y su cocina

ParaisoHibrido

Otro blog más

KlímtBaLan

aRte viSuaL contempoRáneo. Pintura. Fotografía. Animación y algo de Música o ContempoRy viSuaL aRt. Painting. PhotogRaphy. Animation and more.

AMERICAN GALLERY

Greatest American Painters

Argentina sin Vacunas

Comunidad contra las vacunas obligatorias en Argentina

¡La cosa está mal!

Y peor que se va a poner

Jubilaciones y Pensiones en Argentina

Blog elaborado por MSC Consultores

elprogramablog

"Difusión de Contenidos"

The Gloria Sirens

Leap Out of the Deep and Sing

Source of Inspiration

All is One, co-creating with the Creator